Nuevamente el Gobierno nacional reprimió a trabajadores de Pepsico en medio del reclamo con cortes de tránsito en el centro porteño, por pérdida de puestos de trabajo de más de 600 trabajadores en el cierre de prepo de la planta que la multinacional en Vicente López.

Durante la protesta de esta jornada, la infantería montó un cordón en inmediaciones del Congreso de la Nación y para ganar la calle, efectivos dispararon gas pimienta contra manifestantes. La gresca no pasó a mayores, aunque hubo un largo momento de tensión registrado por cámaras de C5N.

Trabajadores, acompañados de organizaciones sociales y legisladores del Frente de Izquierda, buscaban presentar un petitorio en Diputados para frenar despidos.