Investigan al narcotraficante “Mameluco” Villalba por el crimen de Candela

Policiales

El narcotraficante Miguel Angel “Mameluco” Villalba será indagado esta semana por el crimen de la niña Candela Rodríguez, cometido en agosto de 2011 en la localidad bonaerense de Villa Tesei, al igual que un policía y otros dos imputados que ya tenía la causa, informaron fuentes judiciales.

Estas nuevas indagatorias fueron dispuestas por el fiscal de Morón Mario Ferrario y comenzarán este lunes a las 10, cuando está citado a declarar Héctor “El Topo” Moreyra (50), quien durante la investigación estuvo preso aunque luego fue liberado por falta de pruebas.

Fuentes judiciales informaron a Télam que a las 11 será indagado el policía bonaerense Sergio Chazarreta, mientras que el martes también a la mañana el fiscal les tomará declaración primero a Néstor Altamirano (59) -otro de los que ya estuvo imputado- y luego a “Mameluco” Villalba (55).

Por su parte, Sergio Doutres, abogado de Moreyra, cuestionó la decisión del fiscal Ferrario por considerar que éste ahora pretende indagar a su defendido con una imputación diferente a la que había tenido en el expediente.

“En esta causa se están violando garantías porque el objeto procesal se cambió, antes estaba imputado como autor intelectual y ahora le pusieron coautor”, explicó a Télam el letrado.

Según Doutres, la casa de Moreyra fue allanada la semana pasada por orden del fiscal Ferrario, en el marco de un megaoperativo realizado por la Policía de la Ciudad de Buenos Aires, y que se secuestraron los teléfonos que había en la vivienda.

“Tal vez quieren ver si tiene contacto con las personas que están imputadas. En una escucha él habla con un tal Hugo, pero no es Bermúdez (por el condenado a prisión perpetua por el crimen de Candela)”, explicó Doutres.

Luego, de acuerdo al defensor, el fiscal Ferrario pidió la detención de Moreyra con motivo de la citación a indagatoria pero el juez de Garantías Gustavo Robles rechazó la solicitud y consideró que los imputados debían transitar el proceso en libertad.

El abogado contó Moreyra que actualmente vive con su su pareja y una hija de 6 años en San Martín y trabaja para una empresa de ambulancias de la mujer que realiza traslado de pacientes.

Doutres aseguró que su defendido no tuvo vinculación con el hecho, que “el papá de Candela y Moreyra se conocían de San Martín, de jóvenes, pero luego tuvieron una diferencia y hacía años que no se veían”, y que a “Mameluco” Villalba “lo conoce de vista”.

Los voceros indicaron que el fiscal Ferrario imputó a “Mameluco”, Chazarreta, Moreyra y Altamirano de la “privación ilegal de la libertad coactiva seguida de muerte” de Candela (11), en distintos grados de participación y en base a las pruebas que surgieron durante el juicio oral que se realizó en 2017.

El 20 de septiembre del año pasado, el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 3 de Morón condenó a prisión perpetua a Bermúdez (60) y Leonardo Jara (40) como “coautores” del mismo delito por el que ahora se cita al resto.

En tanto, Fabián Gómez (46) fue sentenciado a cuatro años de prisión como partícipe secundario, pero permanece en libertad.

Para el tribunal, integrado por los jueces Diego Bonanno, Raquel Lafourcade y Mariela Moralejo, el móvil de la privación ilegal de la niña fue un “ajuste de cuentas contra el padre (de Candela), por algún ilícito que este cometiera”, en referencia a Alfredo Rodríguez, quien al momento del secuestro de su hija cumplía condena por piratería del asfalto.

“Siempre se barajó la hipótesis de que había participado de un hecho contra algún personaje del narcotráfico y se sospechó fuertemente que esa persona podía ser Héctor ‘El Topo’ Moreyra, quien desde un comienzo estuvo vinculado e imputado en la causa, aunque después esta línea investigativa increíblemente se desactivó”, aseguraron los jueces.

Para el TOC 3, este “confidente” policial pudo haber sido el autor intelectual del secuestro de la niña y es el “eje” a partir del cual giran el resto de los personajes, pero quedó libre en 2012 cuando la Cámara de Apelaciones de Morón dispuso la nulidad parcial del proceso.

Por su parte, el padre de Candela declaró en el juicio que “‘El Topo’ trabajaba con la Policía en la venta de estupefacientes, al tiempo que proveía de información a la fuerza”.

En aquel momento, en la Villa 18 de Billinghurst, partido de San Martín, actuaba la banda de “Mameluco” Villalba, quien había sido detenido el 9 de agosto de 2011 (13 días antes del secuestro de Candela) por la Policía Federal y actualmente cumple una condena por narcotráfico.

Villalba declaró como testigo en el juicio por el crimen de Candela pero terminó procesado porque evitó contestar la mayoría de las preguntas que le hicieron.

Durante el debate, varios jefes policiales coincidieron en que el padre de Candela había señalado que Chazarreta aparentemente “daba protección a los narcos” pero que, a su vez, había trabajado en la detención de “Mameluco”.

Candela fue vista con vida por última vez el 22 de agosto de 2011 en la localidad bonaerense de Villa Tesei, partido de Hurlingham -donde residía-, cuando esperaba a unas amigas para ir a la reunión del grupo de boy scouts al que pertenecía, y nueve días después fue encontrada asesinada dentro de una bolsa, a unas 30 cuadras de su casa.

Escrito por CincoDias

Leave a Reply