Piba denunció que el cura de su colegio la encerró en oficina y le tocó la cola

Policiales

En la localidad bonaerense de Cañuelas una adolescente de 14 años denunció que fue “abrazada y manoseada” por Carlos, un sacerdote de 47 años quien daba clases de catequesis en el Colegio Santa María.

Esta situación salió a la luz cuando la joven víctima denunció los hechos a través de mensajes de la aplicación Whatsapp enviados a sus compañeros de curso.

Tras conocerse el caso, el cura se vio obligado a abandonar su cargo en la institución de Cañuelas debido a que las autoridades del establecimiento junto con el Obispado de Gregorio de Laferrere (por tener bajo su jurisdicción la escuela) se manifestaron mediante un comunicado, donde confirman la denuncia e invitan al religioso acusado a que “suspenda sus actividades”.

“Según el protocolo de la entidad, se le pidió al sacerdote que suspendiera toda actividad y presencia e. relación a los alumnos del colegio. Lamentamos profundamente que un tema así, sea tratado en la. esfera pública ya que se trata de un menor y es conveniente resguardarlo”, decía el texto emitido por el Equipo de Directivos del mencionado Obispado.

Por su parte. y según publicó el medio local El Ciudadano, la alumna fue cambiada de escuela por decidieron de sus padres, quienes hasta el momento no realizaron una denuncia policial.

El citado portal asegura que en los mensajes de Whatsapp la víctima escribió: “Me quiso tocar, así de una, y me manoseó. Me decía que iba a estar todo bien, que me quedara tranquila”.

Mientras que contó que al defenderse: “Cuando abro la puerta me pone el pie. Y me abraza de la cola. Me toca la cola básicamente. Y me decía que iba a esta. todo bien. Y atinó a querer tocarme adelante. Yo le di un manotazo y me puse a llorar. No sabía lo que podía hacer. Y bueno, me dijo que no salga así”.

Escrito por CincoDias

Leave a Reply