El Gobierno no quiere que gremios publiquen sus bienes

Politica

El Gobierno frenó la ofensiva contra el sindicalismo al eliminar del proyecto de Ley de Ética Pública el artículo que les exigía la presentación de sus declaraciones juradas.

El guiño a los gremialistas se produce en momentos en que la CGT amenaza con realizar un nuevo paro general en repudio a la política económica del gobierno y se integra a los dispositivos electorales del PJ.

La cláusula desechada buscaba poner coto al manejo indiscriminado de recursos por parte de dirigentes cuyo nivel de vida no suele coincidir con los ingresos estipulados en los convenios.

Desde la secretaría de Trabajo, a cargo de Jorge Triaca, le hicieron saber a la Oficina Anticorrupción de la “sensibilidad” reinante en el universo gremial por la situación judicial de Hugo Moyano, investigado por manejos irregulares de fondos millonarios.

La diputada nacional Elisa Carrió, ya había presentado hace dos años un proyecto que equiparaba a los jefes sindicales con los funcionarios.

“Los sindicalistas deben presentar la declaración de sus bienes porque administran dinero o representan intereses de terceros, algo absolutamente asimilable a los fondos públicos que el Estado administra en nombre de todos los ciudadanos”, consideró Lilita.

Siendo ministra de Trabajo de la Alianza, en 2001, Patricia Bullrich emitió dos resoluciones para que los popes gremiales presenten su declaración jurada. No sólo nunca llegaron a aplicarse sino que, además, al poco tiempo, Graciela Camaño —su sucesora, ya bajo la presidencia de Eduardo Duhalde—, defendió el secreto patrimonial con otra resolución.

Escrito por CincoDias

Leave a Reply